El funcionamiento correcto del párpado, la película lagrimal y las pestañas es esencial para tener unos ojos sanos y una visión clara. Sin embargo, factores externos pueden afectar su equilibrio produciendo molestias y secreciones en los párpados y pestañas.

Una correcta higiene ocular es importante para la salud de los ojos, especialmente en el caso de ojos sensibles.

  • Una elevada producción de mucosidad requiere una limpieza higiénica de los bordes de los párpados descamados y cubiertos de impurezas.
  • Para limpiar y arrastrar las impurezas depositadas en los párpados y pestañas, se recomienda el uso de toallitas para la higiene ocular que permiten humedecer la superficie del ojo en condiciones de esterilidad al tiempo que proporcionan una agradable sensación de frescor.
  • Las toallitas para la higiene de los ojos ayudan a reblandecer y retirar los restos de legañas depositadas en los párpados y pestañas. Están especialmente recomendadas como limpieza higiénica externa después de cirugía o terapia ocular, siguiendo las recomendaciones del médico o farmacéutico.